+52 (33).38.17.05.62

¿Es posible mejorar la movilidad de las manos si tienes Artritis Reumatoide?

Programa de ejercicios para manos mejoran la funcionalidad en artritis reumatoide

El resultado de mayor movilidad y mejoría de la función de las manos en pacientes con artritis reumatoide depende del estadio y el daño ocasionado por la enfermedad. 

En el seguimiento de los pacientes con esta enfermedad se hace hincapié en la toma adecuada de los fármacos y el pronóstico general a largo plazo pero no se hace énfasis en la necesidad de ejercitar los músculos de las manos y prevenir complicaciones a largo plazo (atrofia muscular y disminución de arcos de movimiento).

Ejercicios

En un estudio realizado en la Universidad de Sidney, Australia (Lancet 2015;385:421-9);  se evaluaron pacientes con artritis reumatoide que estuvieran tomando tratamiento estable para la enfermedad de base y que tuvieran dolor y alteración de la funcionalidad en manos.

El objetivo de su estudio era determinar si un esquema de ejercicios específico para manos podría incrementar la función y disminuir el dolor en los pacientes.

Los autores evaluaron cuatrocientos noventa adultos con artritis reumatoide, de los cuales el 76% eran mujeres. Mientras que aun grupo (n=246) le otorgaron un esquema especifico de ejercicios y evaluación de la enfermedad (apego al tratamiento, manifestaciones de la enfermedad, etc.), al otro grupo (n=244) solamente un seguimiento usual de la enfermedad.

El programa de ejercicios incluyo tanto sesiones con el fisioterapista, como ejercicios de movilidad  y fuerza para las manos durante un periodo mayor a 12 semanas.

Resultados

A los 12 meses se evaluaron todos los pacientes y se comparó la función de las manos, el dolor y las actividades de la vida diaria en los dos grupos.

Se reportó que aquellos que realizan un esquema de ejercicios regular para manos tienen una mejor funcionalidad de las manos > 100% (8.7 vs 4.0 ), que realizan mejor las actividades de la vida diaria (7.9 vs 2.6) y tienen una mayor reducción del dolor (-8.3 vs -6.0)  comparado con los que no hacen ejercicios.

Los autores concluyen un beneficio absoluto del ejercicio como adyuvante en el tratamiento de pacientes con artritis reumatoide. Por lo que es prudente y necesario realizar estas intervenciones a todos los pacientes que estén en control y seguimiento de la enfermedad.